11/08/2005

Habemus contraoferta

La han hecho contraoferta.

Un aumento de un veintitantos por ciento (que visto lo que existe por ahí fuera, está muy bien).
Ya lo he contado alguna vez, pero a mi el último aumento me supuso un incremento de 53 euros al año (4,4 euros mes). Si Leibniz hubiera cobrado mi sueldo, habría tenido más fácil lo del calculo infinitesimal

Y por supuesto jugando con el miedo a lo desconocido. Sólo falta que la propuesta se haga por escrito y ya está.

6 comments:

Consultor Anónimo said...

Dicen que más vale malo conocido que bueno por conocer. Yo no estoy de acuerdo.

En su empresa actual, a tu mujer le han ninguneado durante dos años. Solo con la "amenaza" de irse, han reaccionado. En ese sitio nunca va a encontrar reconocimiento a sus méritos.

Si el otro sitio no le convence, vosotros veréis. Pero no deja de ser triste que la única manera de que te reconozcan en una empresa es anunciar que te vas.

oscarm said...

Como ya he dicho antes, yo lo tomaría como un préstamo a fondo perdido. Es decir, acepto la contraoferta (si la oferta inicial no me convence mucho), pero seguiría buscando. Esa empresa no se merece esa trabajadora.

Ya sé que suena a rastrero, pero no lo es más que hacer una contraoferta.

por.libre said...

De acuerdo con oscarm. Si tu mujer no está convencida con ninguna de las dos ofertas lo tiene fácil, porque puede usar cualquiera de las dos para buscar algo mejor (¿su adios a la empresa? ;))

Personalmente optaría por lo nuevo, porque quizá sea un buen lugar, y para irse siempre hay tiempo. Claro que los de este lado no conocemos todos los hechos.

Suerte!

laceci said...

VEINTITANTOS POR CIENTO!!

No está mal, pero hay que mirar otros parámetros. Razón aquí

PS: de vez en cuando dejode conar chorradas...

YO_MISMO said...

Al final creo que aceptará la contraoferta, pero sin dejar de lanzar el anzuelo por si sale algo fuera.

PD: Muy bueno el EIS casero de laceci

Anonymous said...

Una pregunta...veintantos por ciento...de cuanto????
Ya se sabe que 0 por infinito...sigue siendo cero...

Agur.